cándido lópez

La mano del pintor - María Luque

Mi tatarabuelo Teodosio Luque cursaba el último año de Medicina cuando fue enviado a la Guerra del Paraguay. En la Batalla de Curupaytí tuvo que amputarle la mano a un soldado para salvarlo. Era Cándido López, el pintor, y la mano herida era su mano hábil. Durante los años siguientes Cándido entrenó su mano izquierda y logró pintar 52 de los 90 bocetos que había hecho sobre la guerra. Uno de sus cuadros estuvo durante años abajo de mi cama, y Cándido se me apareció un día en mi casa para pedirme que terminara sus pinturas.

Novedades en Editoriales Libro%

Te quiero - J.P. Zooey
por Sigilo.

Buenos Aires, hoy. Bonnie estudia Diseño de Indumentaria y trabaja en un lavadero....

El curso del Corazón - M. John Harrison
por Sigilo.

En su novela más celebrada, M. John Harrison reúne mitología y sexualidad, psicología...

El último teorema de Fermat - Simon Singh
por Sigilo.

Este libro cuenta la hazaña de cómo se resolvió el enigma matemático más grande de...